EL ALMA HISPANA.

lazarillo-e1558930463509

ESA EXTRAÑA ALMA HISPANA…

El ADN español es de doble o triple encriptación. Dicen que el ordenador que secuenció el genoma humano se colapsó al intentar descifrar los genes hispanos…

¿Y el alma hispana…? Indescifrable también, una ecuación imposible en la matemática cartesiana y simples hipótesis teóricas en la mecánica cuántica…

Siempre he considerado que hay tres genes identitarios del alma hispana, que devienen de tres obras clásicas que forjaron una secuencia básica de nuestra ánima inmaterial: El Lazarillo de Tormes, La vida del Buscón y Don Quijote…

Que hay teorías contrarias, tantas como obras del fénix de los ingenios y Calderón, juntas…

Para mí, personalmente, el Lazarillo, Don Pablos el Buscón y Don Quijote de la Mancha (que no Alonso Quijano) son los tres pilares básicos del pensamiento hispano, de su forma de vida y de sus afirmaciones y creencias; diferentes tradiciones y perspectivas filosóficas y religiosas.

Tres obras precursoras de la “picaresca hispana”, críticas en sus formas y usos con la realidad impuesta, desde una crónica de realismo “mágico”, desarrolladas todas con un destino moralizante, en donde, al final, siempre se impone un cierto tono pesimista…

He aquí, pues, un claro ejemplo del ánima hispánica, en su descripción más completa, y a la vez básica…

Dependiendo del nivel de Lazarillo, Buscón o Quijote, que tienen nuestras obras, así se nos reconocerá como ejemplo de frutos de la esencia de esta mal curtida piel de toro…

En cada uno de nosotros existe una pizca de estos personajes, mezclados en distintas e irrepetibles proporciones, en miles de secuencias aleatorias, que disponen el genoma hispano, y condicionan nuestros comportamientos sociales, sociológicos y psicológicos…

No es extraño que un anónimo herético erasmista perseguido por la inquisición, un cobarde Quevedo, incapaz de reconocer la autoría de su propia obra, escondiendo su lacerada prosa de los capirotes del Santo Oficio, y un mercenario canjeado, reo de malversación de caudales públicos, con problemas de identidad sexual y con mucho tiempo de cautiverio en Argel y en la Cárcel Real de Sevilla, para devorar cuanto libro cayó en sus manos; sean los padres de la identidad inmaterial hispana…

Alma extraña y despiadada, cobarde ante las sotanas a las que critica de incógnito o expresa su temor: “Con la iglesia hemos dado, Sancho”, dispuesta siempre gritar cara al sol “Vivan las Cadenas”, y prender, por las noches, iglesias y conventos…

Espíritu pícaro, que juega siempre en esa zona oscura de la ley, en donde el oro vuelca siempre la balanza de la musa ciega…

Y sobre todo esencia moralizante, de relojeros locos destroza relojes, que pretenden dirigir la voluntad de los demás sin dar ejemplo. “Haz lo que yo diga, pero no lo que yo haga”. Un sabio viejo loco apaleado por un cura y un bachiller…

Mezcla explosiva, que lo mismo deprime a toda una generación por la pérdida de tres atolones, que planifica con estudiado refinamiento la depuración de la mitad de una nación, simplemente por pensar distinto y no ir a misa…

Lo que está claro, como diría Freud, es que el alma hispana tiene un subconsciente lastrado por sotanas negras y ladrones que se visten de morado para no ser ahorcados. Problema psicológico profundo, que nos hace reírnos del terapeuta que intenta curar nuestros traumas más arcaicos, soltando siempre una ristra de vulgares refranes de Sancho Panza: «Da de comer al que ha sed y de beber al que ha hambre». Esto es interpretado por Freud como una disociación del alma hispana, casi bipolaridad… Ante un mismo confesionario, unas veces contará una media verdad, y otras veces, le meterá fuego con el cura dentro, a forma de parrilla de San Lorenzo…

Extraña alma la hispana…

Como dijo en su día Max Aub: «Sancho es el lazarillo de su amo ciego; le advierte de las realidades más evidentes, que don Quijote niega porque no las ve. No las verá hasta su lecho de muerte. Muerte necesaria para dejar sitio a otra época».

DQ-3A2-Cañadas-Celia.jpg

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .

Sitio web ofrecido por WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: